Gestión. Ciudad de Almafuerte

Gestión

Almafuerte
26.10.2018

Obra en marcha.

20 años después del frustrado intento de cloacas, vinculado a la falta de calidad y responsabilidad institucional, hoy estamos haciendo realidad este servicio elemental para el ambiente y progreso de nuestra ciudad.

La IMPORTANCIA de las CLOACA

Las CLOACAS son una necesidad para garantizar la calidad ambiental de nuestro lugar. La preocupación por el respeto ambiental y el equilibrio social ha llevado a la administración actual municipal a asumir una serie de retos. Con una población creciente en los últimos años, comenzamos a trabajar en el desarrollo de políticas ambientales desde el inicio de la gestión, creando un área específica a través de la cual se definieron políticas públicas en planificación. Enmarcado en ese proyecto aparece el Plan Ordenador Urbano Ambiental (POUA) como la primera necesidad detectada. De allí se desprenden una serie de proyectos que hoy ya son realidad, como el GIRSU Almafuerte, la revitalización de los espacios verdes urbanos, entre otros. En todos aparece el valor de la naturaleza y las personas (sociedad), anteponiéndose a todos los demás criterios. Revitalizar el proyecto de la Red Cloacal y La Planta de Tratamiento de Efluentes Cloacales (recolección, tratamiento y disposición de los líquidos cloacales de la ciudad), es otra de las importantes metas que enfrentó esta gestión. De esta forma la ciudad podrá hacer gala de una real calidad de vida de sus vecinos, con la finalización definitiva de la contaminación al suelo y a las aguas subterráneas, que significa la existencia de pozos absorbentes.

CONSTRUCCIÓN del Establecimiento depurador de líquidos residuales (Planta de tratamiento)

El ESTADO PROVINCIAL subsidiará la total construcción del Establecimiento Depurador de Líquidos Residuales (EDAR). Dicho establecimiento tendrá como función principal recoger las aguas residuales de Almafuerte para posteriormente, mediante diferentes procedimientos físicos, químicos y biotecnológicos, lograr un agua efluente de mejores características de calidad, tomando como base ciertos parámetros normalizados.

La instalación de esta planta permitirá disminuir y hasta eliminar la carga de contaminantes de los efluentes hacia los recursos hídricos (lago, río y aguas subterráneas). El uso actual de pozos negros o absorbentes genera contaminación al suelo y a las aguas subterráneas. Mientras que el efluente de la Planta Depuradora debe cumplir con los estándares de calidad establecidos por Ley, decreto 847/16 de la Provincia de Córdoba, y es frecuentemente monitoreado por la autoridad de aplicación.

FUNCIONAMIENTO del Establecimiento depurador de líquidos residuales (Planta de tratamiento)

El establecimiento consta principalmente de tres piletones o lagunas donde se tratan los efluentes y las instalaciones operativas para su funcionamiento.

El tratamiento de las aguas residuales implica diferentes procesos como la separación de sólidos, la eliminación de sustancias químicas, entre otros. La oxigenación de las lagunas se logra mediante equipos aireadores superficiales lo que evita olores a la vez que aumenta la calidad del agua resultante. Una vez tratada, el agua es vertida a través del canal Bagra al Río tercero.

El proyecto contará además con una cortina forestal y producción de energía desde fuentes renovables, iluminación perimetral, cabina para guardia, espacio para recepción de atmosféricos, todo enmarcado en el estudio de impacto ambiental realizado.

LOCALIZACIÓN del Establecimiento depurador de líquidos residuales (Planta de tratamiento)

El POUA (Plan Ordenador Urbano Ambiental) es un informe realizado por profesionales, y consensuado con todos los sectores de la ciudad, que permite que Almafuerte crezca y se proyecte de manera ordenada.

Una de las ordenanzas surgidas del POUA es la Ordenanza de Usos del Suelo Nº 1419/13, a partir de la cual se clasificó el territorio de la ciudad según sus usos posibles: recreativos, turísticos, comerciales, agropecuarios, industriales, residenciales, de servicios, etc. Así, el sector elegido para la ubicación de la planta no sólo respeta la ordenanza, sino que es consecuencia del minucioso trabajo que dio como resultado el POUA.

La LOCALIZACIÓN del E.D.A.R. fue definida en base a los tres ejes correspondientes a este tipo de obra: ambiental, urbanístico e ingeniería de la planta, analizados cuidadosamente.

_ La buena accesibilidad que presenta el sector ya que su ingreso se realiza desde el camino a Alma Negra, camino secundario que no obstaculiza ni interfiere las vías de circulación más importantes, y a la vez brinda un acceso autónomo y rápido al predio.

_ El predio elegido se encuentra a unos 800 metros del límite Este de Almafuerte, sector que no presenta crecimiento en los últimos años. La ciudad está creciendo hacia el Norte por la cercanía del lago y el río, y hacia el Noroeste y Noreste por la presencia de las rutas que favorecen la conectividad.

_ La distancia de la futura red cloacal urbana al establecimiento depurador (planta de tratamiento) reduce significativamente los costos de instalaciones del sistema cloacal, como colectores troncales, estaciones de bombeo, etc.

_ El sitio seleccionado es colindante al basural, (en funcionamiento desde hace más de 20 años), y ha sido anteriormente utilizado como zona de extracción de tierra y fabricación de ladrillos, lo que lo convierte en una zona no recomendable para otros usos. Al mismo tiempo, se establecería un sector de servicios que puede funcionar sin presentar incompatibilidades entre las actividades actuales predominantes y permitidas por la ordenanza de Usos del Suelo.

_ Las relaciones de pendientes (hacia el este y noreste) son favorables en relación con las captaciones de agua para consumo humano de la ciudad, además de facilitar el escurrimiento por gravedad, minimizando los bombeos.

_ La buena disponibilidad de tierras para la ampliación de la planta en caso de ser necesitarlo ante un futuro crecimiento poblacional.

_ La proximidad del Canal Bagra redunda en beneficios ambientales ya que el efluente depurado no se vuelca en forma directa al receptor definitivo, el Río Tercero, sino que recorre unos 2000 metros a cielo abierto lo que mejora aún más la calidad del agua vertida. Por otra parte, usar el Canal Bagra como conductor del efluente hasta el receptor final genera una economía de obra.

La obra ya fue adjudicada a la empresa TECNAC SRL, de la ciudad de Río Cuarto. En los próximos meses se dará comienzo a su construcción.


Áreas Municipales

Novedades Municipales